La iniciativa civil “Drones por México vs Covid-19” ofreció la tecnología de sus drones a las autoridades para lograr la sanitización de los espacios públicos en Oaxaca. El primer lugar en el que inició fue en el mercado de abasto “Margarita Maza”, donde se usaba un dron de aspersión como alternativa de apoyo, segúb la información publicada por Xataka.

La iniciativa solamente será del 8 al 10 de abril, donde los drones son proporcionados por Luis Alfonso Escobedo, empresario de la región, esperando que logren trabajar en los puntos más importantes de la capital de Oaxaca.

El dron utiliza “Drutri Clean”, un líquido desinfectante que señalan logra eliminar hasta un 99.99% de virus, bacterias y esporas. Además, mencionan que dicho producto se encuentra libre de cloro, por lo que no es tóxico ni nocivo para la salud. Sin embargo, en la web no hay rastro del supuesto sanitizante, y tampoco dieron a conocer ni los compuestos, ni su formulación.

Mérida, un paso adelante

Desde el fin de semana pasado, en Mérida comenzaron a desinfectar algunos puntos clave por medio de drones. Son en total tres dispositivos los que dispersan el sanitizante que, de acuerdo al alcalde Renán Barrera, cumple con todos los protocolos necesarios para ser efectivo. No fue preciso con si los protocolos fueron atendidos por la Secretaría de Salud.

El Diario de Yucatán asegura que es el mismo Drutri Clean que se utiliza en el caso de Oaxaca.

Algunos estados como Aguascalientes, Sonora y Guerrero comenzaron a implementar tuneles sanitizantes para combatir COVID-19. Secretaría de Salud ya aseguró que son inútiles para desinfectar a la población, y detalló que la inhalación de sustancias desinfectantes puede causar daños a vías respiratorias. “Estas tecnologías podrían generan una falsa sensación de seguridad de las personas (…) no se recomienda el uso y diseminación de estas tecnologías hasta que sea evaluada científicamente su efectividad, así como sus riesgos y beneficios” dijo la SSA.

En el caso de Mérida, el gobierno trabaja con la empresa ‘Prospective Vision’ que proporciona los drones DJI Agras MG-1P, usados para la fumigación de cultivos.

“Es ridículo”: OMS

Mérida y Oaxaca no son los primeros que ponen a trabajar a drones para esparcir desinfectante, en tiempos de COVID-19. La tendencia creciente se ve en países como Turquía e Indonesia. Podría ser impactante visualmente y transmitir sensación de seguridad, pero es “ridículo” ha dicho Dale Fischer, presidente de la Red Mundial de Alerta y Respuesta Ante Brotes Epidémicos, coordinada por la Organización Mundial de la Salud.

“No creo que aporte algo a la respuesta, y podría ser tóxico para la gente. El virus no sobrevive por mucho tiempo en el ambiente, y la gente generalmente no toca el piso”

A pesar de la falta de evidencia, ciudades insisten desarrollar estrategias de fumigaciones masivas con ayuda de drones.

Más allá de la eficacia del mecanismo de dispersión, marcas de desinfectantes como Lysol han tenido que reconocer que sus productos no tienen certificación de eliminar el virus SARS-CoV-2 de superficies.

A través de un comunicado distribuido a finales de febrero, la empresa dijo “Como se trata de un brote emergente, todavía no tenemos acceso al nuevo virus (2019-nCoV) para realizar las pruebas pertinentes (… ) el 2019-nCoV es una cepa nueva, por lo que estamos trabajando con nuestros socios para garantizar la efectividad de nuestra gama de productos tan pronto como sea posible“.