La propuesta de Carlos Slim – planeada en el año 2016 – para reducir la semana laboral a tres días, ahora pudiese tener más sentido ante el brote de Covid-19 y la necesidad de los países de reiniciar las actividades económicas guardando medidas de distanciamiento social por los riesgos de rebrotes.

De acuerdo a SDP, el ex secretario de Desarrollo Social en el estado de Puebla, Gerardo Islas, planteó en una entrevista que la propuesta de Carlos Slim tiene años sin que se haya discutido, misma que tenía la meta de elevar la productividad en los centros de trabajo.

CÓMO FUNCIONARÍA UNA SEMANA LABORAL MÁS CORTA

La propuesta de Carlos Slim sugería reducir la semana laboral a solamente tres días, pero distribuyendo al personal en horarios completos de seis días (operación de la empresa, no días laborados por cada trabajador) para de esta forma incentivar la producción y que los empleados tuviesen más días para descansar.

Carlos Slim proponía que el cambio hacia ese modelo de trabajo fuera gradual, y ese mismo 2016 el empresario puso el ejemplo con Telmex.

En su empresa, dijo, la mitad de los empleados pudiese trabajar de lunes a miércoles y los restantes de miércoles a sábado. De esa forma se tendría un horario completo de 12 horas de servicio al día por seis días a la semana.

En su idea planteada en 2016, Slim señalaba que esta propuesta se pudiese implementar por aquellas empresas a las que la productividad les ha generado un exceso de personal. Ahora, ante la necesidad de tener menos personas juntas en las empresas, la propuesta de Slim reaparece con fuerza.

FOTOEspecial
COMPARTIR