Bajo el Capítulo 11 de la legislación de los Estados Unidos; Grupo Aeroméxico anunció este martes que la empresa y algunas de sus filiales iniciaron un proceso voluntario de reestructura financiera.

El proceso se llevará mientras continúa operando como negocio en marcha, y ofreciendo servicios a sus clientes.

La Compañía utilizará las ventajas del Capítulo 11 para fortalecer su posición financiera y liquidez, proteger y preservar sus operaciones y activos, e implementar los ajustes operativos necesarios para hacer frente al impacto del COVID-19″, indicó en un comunicado enviado a la Bolsa Mexicana de Valores.

La víspera, Aeroméxico había informado que en el mes de julio duplicará sus vuelos con respecto a junio para continuar con la reactivación de actividades tras el paro debido a la pandemia de COVID-19 en el país.

La aerolínea estrenará una nueva ruta de Monterrey a Tijuana y también aumentará la frecuencia de sus vuelos con destino a las ciudades de Cancún (Caribe mexicano), a Guadalajara (occidente) a Tijuana (noroeste), a Monterrey (norte) y a Mérida (sureste).

  • Los vuelos que serán reactivados en julio son los que parten de la Ciudad de México hacia destinos como Huatulco (sur del país), Zacatecas (norte) y Manzanillo (occidente), y desde Monterrey a Cancún, Querétaro (centro), Chihuahua (norte) y Hermosillo (noroeste).

Aeroméxico precisó que en el mercado internacional, su actividad será de casi cuatro veces más en comparación con la que se observó en el mes de junio.

COMPARTIR