El Arco del Triunfo y la explanada de los Campos de Marte de París tuvieron que ser evacuados este martes por las fuerzas del orden tras una amenaza de bomba en el primer enclave y el hallazgo de un paquete con municiones en el segundo.

La Prefectura de Policía de París indicó que la llamada telefónica con la alerta de bomba en la zona del Arco del Triunfo tuvo lugar hacia las 15:00 hora local.

La policía impuso un perímetro de seguridad en torno a ese monumento, ubicado en un extremo de la avenida de los Campos Elíseos, mientras un equipo de artificieros comprueba si existe algún peligro.

En el caso de la explanada de los Campos de Marte, donde se encuentra la Torre Eiffel, los agentes descubrieron un paquete con “diversas municiones”, que las fuentes de la Prefectura no quisieron precisar.

En esa zona también se evacuó a la gente hasta que finalmente los artificieros descartaron el peligro, pero la actividad en la Torre Eiffel no se vio afectada, según confirmó la empresa que gestiona ese monumento.

Francia está aumentando sus medidas de seguridad en los lugares religiosos y el ministro del Interior dijo el martes que el país enfrenta un riesgo “muy alto” de amenazas terroristas, en medio de crecientes tensiones geopolíticas tras la decapitación de un maestro que mostró a sus alumnos caricaturas del profeta Mahoma, que parte del mundo musulmán considera sacrílegas.

Los diplomáticos franceses están tratando de tranquilizar a los gobiernos de Turquía y varias naciones árabes en medio de protestas contra Francia y llamados a boicotear los productos franceses en respuesta a la postura firme del presidente Emmanuel Macron contra el fundamentalismo islámico tras la decapitación del 16 de octubre.

Los aliados europeos han apoyado a Macron, mientras que los países de mayoría musulmana están molestos luego de que el presidente defendió las caricaturas de los profetas como libertad de expresión.