El aumento de los casos de covid-19 en el estado de Florida impedirá a los Raptors jugar temporalmente con público, anunció este sábado Vinik Sports Group, propietario del campo Amalie Arena, donde juegan temporalmente el equipo de Toronto.

El cierre de las puertas al público regirá, al menos hasta el 5 de febrero, precisó Vinik Sports Group, que también controla el equipo de fútbol americano propietario del Tampa Bay Lightning.

Los Raptors están entre una docena de equipos de la NBA favorables al acceso de un número limitado de aficionados en los partidos que han jugado en su sede provisional, con 3.800 boletos disoonibles por cada encuentro.

Debido a las restricciones fronterizas de Canadá y al aumento de casos de covid-19, los Raptors se vieron obligados a jugar sus partidos de locales en Tampa durante al menos la primera mitad de la temporada.

El anuncio de Vinik Sports Group destaca que la organización no admitiría aficionados porque los casos de coronavirus en el área “han aumentado drásticamente”.

Florida reportó casi 20.000 nuevos casos el viernes a medida que la pandemia aumenta allí. El estado ha registrado más de 1,4 millón de casos desde que comenzó la pandemia del coronavirus.

“No nos sentimos cómodos llevando a un gran número de aficionados al interior para ver hockey o baloncesto en este momento”, señaló Steve Griggs, director ejecutivo de Vinik Sports Group y el Lightning. “Tenemos la esperanza de reabrir la arena poco después de que veamos tasas de disminución y mejores números generales”.