Con la reforma a la Ley de la Industria Eléctrica aprobada por el Congreso de la Unión, el presidente Andrés López afirmó que el gobierno “tendrá la sartén por el mango“, para poder negociar con las empresas privadas los nuevos contratos que se suscriban.

Ahora con la reforma eléctrica vamos a poder sentarnos con las empresas y, a ver, pongámonos de acuerdo, esto es lo justo ¿Por qué te voy a pagar más por la energía eléctrica de lo que se paga en otros países del mundo? ¿Por qué te voy a dar subsidio, si en el mundo no hay subsidio? Vamos a estandarizar ¿Qué?, ¿no queremos la globalidad, el libre mercado, la libre competencia? ¿Por qué aquí vienes a aplicar mecanismos de negocios para todos?”, exclamó.

Durante su conferencia de hoy, López afirmó que con la reforma eléctrica se va a fortalecer a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), y se podrán enfrentar los momentos difíciles como lo que sucedió en Texas, que tuvo una repercusión en nuestro país.

Agradeció a los senadores la aprobación de la nueva legislación que se discutió vía fast track en la Cámara Alta, sin ningún cambio al documento y sin realizar el Parlamento Abierto que se había anunciado y que nunca se realizó.

López afirmó que ahora se van a modernizar todas las hidroeléctricas, un plan de actualización, se van a cambiar turbinas para “producir más energía limpia con menos costo

Vamos a empezar con 14 hidroeléctricas”, anunció.