La Convención Nacional Morenista se pronunció el 24 de junio de 2022 sobre la continuidad de Mario Delgado Carrillo, dirigente del partido, y Citlalli Hernández, secretaria General, a quienes pidieron su renuncia inmediata por supuestamente “traicionar la militancia”.

Pero el dirigente nacional no se quedó callado y, durante una de las más recientes reuniones de los miembros más importantes de Morena en Coahuila, se pronunció y llamó a preservar la unión en puestos políticos.

Algunos de los reclamos en su contra que hizo esta fracción del Movimiento Regeneración Nacional, es que los personajes mencionados “traicionaron al partido”, e intentaron dar un “golpe de estado técnico con fines de perpetuarse en el poder”.

Lo anterior luego de que Delgado llamara a renovar todos los cargos dentro del partido, excepto los de la dirigencia, comportamiento que sus compañeros describieron como “amañado”, pues podría dar pie a la llegada de miembros del PAN, PRI o PRD.

Por esta razón, los morenistas en su contra consideraron que tanto Citlalli Hernández como Mario Delgado se aferran “vergonzosamente” a sus puestos y buscan “atropellar los derechos” de los militantes fundadores, entre otras acusaciones.

Fue durante la más reciente Asamblea Informativa “Unidad y Movilización para que siga la Transformación” en Madero, Coahuila, donde Mario Delgado hizo algunos apuntes respecto al posicionamiento de sus compañeros.

El dirigente nacional convocó a las y los referentes del Movimiento fundado principalmente por Andrés Manuel López Obrador “a llevar tatuados en su pecho los principios de no mentir, no robar y no traicionar”.