La Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo (PGJEH) inició una carpeta de investigación por la muerte de una mujer que se encontraba detenida por la policía municipal de Progreso de Obregón.

La víctima, identificada como Beatriz H. R., de 30 años de edad, estuvo involucrada en un accidente de tránsito el pasado 9 de junio, cuando la joven conductora se impactó con otra unidad que se encontraba parada en un semáforo, provocando una carambola con cuatro vehículos.

Tras el in incidente, la doctora Bety, como era conocida por familiares y amigos, descendió de su automóvil para brindar auxilio a las personas que resultaron lesionadas.

De acuerdo con testigos, la joven médico no presentó negativa para asumir su responsabilidad ante el accidente ocasionado; sin embargo, en un video que circula en redes sociales, se observa que la joven fue detenida por policías municipales e ingresada a una patrulla para su traslado a las celdas de retención primaria, lugar donde falleció horas más tarde.

Por lo anterior, la PGJEH inició una carpeta de investigación bajo el protocolo de feminicidio, en la cual se especifica que Beatriz se encontraba en calidad de detenida a cargo de la policía municipal de Progreso de Obregón.

Gobierno municipal se deslinda

Por su parte, la administración municipal, encabezado por Armando Mera Olguín, emitió un comunicado señalando que la víctima fue ingresada en el centro de atención primaria con “características físicas atribuibles al uso de sustancias”; además, recibió la visita de un hombre que se identificó como su padre.

“Posteriormente, fue encontrada suspendida con un objeto en el cuello, por lo que el gobierno municipal desplegó las acciones oportunas para evitar lesiones y fue transferida al hospital más cercano en el cual se comunicó que ya no contaba con vida”, se lee en el documento.