Colectivos realizaron una marcha iniciando en Casa Aguayo con dirección al Congreso del Estado para exigir que las y los diputados cumplan su palabra y aprueben la Ley Agnes, compromiso que se debe cumplir este 15 de febrero.

No pudieron llegar a la puerta principal donde despacha el gobernador del estado Luis Miguel Barbosa Huerta, pues se colocaron vallas alrededor de la sede para impedir el acceso no solo a los manifestantes sino también a los ciudadanos que habitan la zona.

En el lugar los grupos a favor de la diversidad sexual criticaron a las y los legisladores que van a buscar un cargo de elección popular, como el presidente de la Junta de Gobierno y Coordinación Política Gabriel Biestro Medinilla, sin cumplir sus compromisos como la ley de identidad, así como la despenalización del aborto.

“Al menos cuatro de los nueve integrantes de la junta de gobierno, incluyendo al que la preside, buscarán un nuevo cargo de elección popular y pretenden hacerlo dejando pendientes compromisos con la sociedad. Gabriel Juan Biestro Medinilla y Josefina García del PRI, empezarán su campaña con la mancha de haber roto acuerdos oficiales con organizaciones y colectivos que exigieron asumieran las responsabilidades de su cargo para garantizar la vida digna de mujeres y personas “trans” en el estado”.


Consideraron importante recordar los nombres de cada uno de los firmantes porque la identidad es lo que representa y le dice al resto de la gente quiénes son y cómo se han construido.

“Cientos de personas no tienen acceso a una identidad que les represente porque las y los legisladores no han tenido la voluntad política para garantizar los derechos humanos de las persona trans perpetuando desde la más alta tribuna del estado la opresión y la violencia en contra un grupo vulnerable”.

En la lectura de su pliego, también recordaron a Agnes Torres Hernández, activista asesinada sin que se le haya hecho justicia, así como a cientos de personas transexuales que buscan simplemente gozar de sus derechos como cualquier ciudadano.

“Agnes Torres murió sin ser nombrada, su cuerpo fue asesinado por criminales, pero su identidad fue sepultada por la omisión del estado, la justicia ha quedado pendiente para ella y para las persona trans que vienen desde la más vergonzosa exclusión que opera desde las instituciones”.

Recordaron que la fecha límite para los acuerdos pactados el 15 de diciembre 2020 y subir al pleno la ley de identidad de género es este 15 de febrero 2021: “exigimos que corrijan el  rumbo y que corrijan el daño del que han sido víctimas mujeres y hombres trans del estado de puebla”.

También, negaron presión a los miembros del poder legislativo como lo ha mencionado Gabriel Biestro, al remarcar que no son las víctimas, las reales víctimas son cientos de hombres y mujeres que no pueden gozar de sus derechos.

“No hay argumento para decir que estamos presionando o exigiendo algo. Ellos se comprometieron, la guerra sucia ha sido contra las personas desde las instituciones y nosotras somos las víctimas”.

Al final, el grupo Coatlicue Viva informó que se quedará a dormir afuera del Congreso del Estado en señal de protesta.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here