La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que el Zoológico del Altiplano le envió una solicitud del para su ingreso al Programa Nacional de Auditoría Ambiental, con lo que se conmutaría la multa por las actividades del plan de acción derivadas de una auditoría ambiental realizada el pasado mes de abril.

Con ello, la Profepa acordó dejar sin efecto el aseguramiento precautorio de los ejemplares de vida silvestre, derivado de que la Unidad de Manejo para la Conservación de Vida Silvestre (UMA) demostró la legal procedencia de los ejemplares.

La procuraduría emitió una resolución administrativa, derivada de una inspección en que se detectaron tres irregularidades: No acreditar la legal procedencia de 221 ejemplares de vida silvestre; no presentar los informes anuales de actividades ni de contingencias o emergencias, correspondientes a los años 2010, 2011 y 2012, así como no presentar el Plan de Manejo actualizado y autorizado por la Secretaría de Medio Ambiente (Semarnat).

Sin embargo, durante el desarrollo del procedimiento administrativo, el Zoológico del Altiplano si acreditó la legal procedencia de los ejemplares de vida silvestre, como un papión, un león africano, un cara cara, un venado cola blanca, entre distintas aves, mamíferos y reptiles, así como de partes o derivados que se encontraban en el área de educación ambiental.

De igual manera, presentó los informes y el Plan de Manejo actualizado para ejemplares de vida silvestre exóticos, la Pocuraduría emitió la resolución administrativa en la que determinó dejar sin efecto el aseguramiento precautorio, e impuso una sanción económica.

Por ello, la Coordinación de Ecología del Gobierno (CGE), en apego a derecho, solicitó la conmutación de la multa; en la que planteó realizar inversiones como opción para sustituir el pago de la multa impuesta, encaminadas a evitar la contaminación en la entidad; o bien, encausarlas a la protección, preservación o restauración del ambiente y los recursos naturales, a través de su ingreso al Programa Nacional de Auditoria Ambiental (PNAA), y lograr la obtención del Certificado de Calidad Ambiental Turística. Dicha conmutación se encuentra en proceso de análisis y, de ser el caso, su autorización.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here