Por más de 25 años ha realizado una labor de servicio social mediante la Fundación de Desarrollo Social Tlaxcala A.C. (Fudestac), donde la virtud radica desde el alma y se integra el compromiso, pasión y espíritu de entrega para con los demás, atribución que desarrolla a la fecha Lorena Cuéllar Cisneros quien es una tlaxcalteca que cuenta con esta vocación que viene realizando sin descanso alguno.  

En entrevista con Síntesis, expuso que la práctica de vocación de servicio le ha permitido involucrarse en el trabajo desde muy pequeña y con el paso del tiempo se han hecho más y mejor las cosas mediante este espacio que cuenta con personalidad jurídica propia, sin fines de lucro y donde se involucra la participación ciudadana y comunitaria en beneficio de la población en general, pero en especial para los grupos vulnerables.

Dentro de esta asociación civil, que ha sostenido con recursos propios, Cuéllar Cisneros asegura que hay espacio para niños, adolescentes, adultos mayores, mujeres, madres solteras y personas con discapacidad a quienes se les atiende con un solo lema: con amor es mejor.

Soy la única opción con vocación de servicio social: Lorena Cuéllar Cisneros 

Mediante la fundación los apoyos y servicios son para todos sin distinción de colores y por más de 25 años han logrado la entrega de sillas de ruedas, muletas, andaderas, lentes, dentaduras, endodoncia, odontología pediátrica, terapia de rehabilitación, prótesis de piernas, medicamentos. Se han realizado operaciones de la vista para quienes tienen problemas de cataratas, miopía y astigmatismo.

“Es algo que nace del corazón y seguirá por muchos años más para dar amor y continuar con una serie de servicios que para mí han sido maravillosos. Mi vocación de servicio es para quienes menos tienen, la política me ha servido para poder mantener esta fundación, en estos 25 años no hemos recibido ninguna donación de nadie y eso me da mucho gusto porque la política ha servido para la gente”, externó.

No lleva un padrón sobre el número de personas a las que durante estos 25 años han apoyado de forma desinteresada, porque a la fecha, a cada individuo o familia no se le preguntan datos personales, simplemente  se requiere conocer que tienen una necesidad de un medicamento, de consultas sicológicas, servicio jurídico, prótesis, entre otros, y “damos los servicios, extendemos la mano a las personas que lo requieren y vamos hasta los municipios”.

Soy la única opción con vocación de servicio social: Lorena Cuéllar Cisneros 

Cuéllar Cisneros, desarrolla esta labor voluntaria desde que tenía 14 años, sin embargo a los 17 se integró a la clínica 8 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), donde por más de cinco años brindó este apoyo, donde se llegó a pensar que formaba parte del personal ya que debido a su desarrollo podría mejorar el nivel del contrato porque siempre estaba activa, sin embargo, la sorpresa que se llevó el directivo es que solo era una voluntaria que realizaba su labor de forma desinteresada.

Lleva más de 30 años haciendo labor social, y aun cuando no ha sido fácil para estar más cerca de la ciudadanía llegó a integrar centros de armado y distribución de despensas donde daba empleo a las personas en municipios como Nanacamilpa y Cuapiaxtla, recuerda que se compraban cosas a granel para armar despensas que se ofrecían de entre 5 y 10 pesos.

De esta forma, Cuéllar Cisneros conoce cada rincón de la entidad y sabe de las necesidades de la población, “con esta vocación de servicio llevo más de 30 años de trabajo y de vida de conocer todos los rincones de la entidad, ahí es donde conoces el dolor, las necesidades y desde luego nosotros hemos dado resultados, porque hemos llevado esa ayuda a los más necesitados”.

Soy la única opción con vocación de servicio social: Lorena Cuéllar Cisneros 

Esta orgullosa que desde siempre se ha cumplido con el objetivo de la fundación  porque existen cadenas de familias que conocen del trabajo realizado a diferencia de algunas asociaciones de reciente creación, “lo que haces es tomarle la mano a quien lo necesita y aquí está no hemos cerrado. Es la perseverancia y constancia a los años de trabajo en la fundación mi principal satisfacción”.

Desde la trinchera donde ha estado en sus diferentes cargos de elección popular, ha contribuido con la población haciendo leyes como la de Adultos Mayores, de Trata de personas, útiles escolares para que a estos y otros sectores se les dote de elementos para poder salir adelante en la vida y ser productivos.

Derivado de las múltiples actividades que realiza, Lorena Cuéllar, agradece a una de sus hijas quien ahora se hace cargo de la fundación y que lleva en la sangre la labor altruista, misma que comparte con su familia mediante experiencias de vida que van dando resultados y que se reflejan cuando recibe los mensajes de agradecimiento de los miles de personas que han obtenido un apoyo.

Soy la única opción con vocación de servicio social: Lorena Cuéllar Cisneros 

Refirió que para ella es un orgullo conocer que su hija mayor y nietos, hoy en día cuenten con valores importantes como el compartir con sus semejantes experiencias maravillosas, “ver a mis nietos juntar sus ahorros, juguetes y regalos para compartirlos con pequeños de diferentes lugares del estado en épocas decembrinas, es un gran orgullo”.

En la fundación, “Lo más hermoso es saber quién es la persona que está del otro lado y eso es lo que le he enseñado a mi hija que es quien lleva la fundación ya por varios años y donde hay que ayudar sin mirar a quien y no pensar que habrá algo de regreso, simplemente es pensar en ayudar por ayudar, porque eso siempre tendrá más satisfacción en la vida”, acotó.

Recuerda que en un principio, los apoyos eran totalmente gratuitos aunque a la fecha solo tienen un costo mínimo de recuperación, esto obedece a que no se le da el valor a un aparato para los oídos y penosamente no se sabe sobre las inversiones cuantiosas que se realizan para que se pueda obtener un beneficio como este,  “en un principio cuando empecé todo era gratis”.

Proveniente de una familia reconocida en la entidad, dijo que al empezar con su fundación tuvo que trabajar arduamente, tocó puertas y las personas empezaron a creer en ella porque era real todo lo que entregaba mediante diferentes gestiones, pero le impulsaba que los ciudadanos la buscaban para solicitar un apoyo.

Soy la única opción con vocación de servicio social: Lorena Cuéllar Cisneros 

El mecanismo para que se acerquen los interesados, es solo llegar y pedir el servicio que requieran.

La fundación se encuentra ubicada en calle Guridi y Alcocer no. 64 en la capital tlaxcalteca y/o comunicarse a los teléfonos 246 46 6 73 21, de esta forma, Lorena Cuéllar, asegura que seguirá apoyando a las personas que requieren de atención y servicios.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here