Un extorsionador creyó que estaba haciendo otro más de sus negocios al “avisarle” a un presunto comerciante que tenía secuestrada a su hija para pedirle un rescate, sin saber que en realidad le estaba marcando a policías de la Ciudad de México.

El hecho, consignado por Milenio, fue grabado por los propios agentes en su patrulla, mientras estaba en curso la llamada y le seguían el juego al delincuente, que marcaba desde el número 55 24 23 38 72.

El delincuente le pregunta a su “víctima” cuánto dinero tenía en ese momento y qué tienda tenía más cerca para hacer un depósito en efectivo.

Ella se percató cuando mi gente y yo levantamos a otra persona, nada más dime si la vas a ayudar o no compadre (…) ella cometió el error de querer gritarle a la policía y por eso la subí gallo; quiero que le digas a tu hija que no comenté nada de lo que vio”, fue la historia que se inventó el extorsionador.

Lo único que quiero que me ayudes es con gasolina. Voy para el estado de Querétaro, necesito gasolina y viáticos para mi gente para empezar a negociar la vida del hijo del comerciante que traigo aquí. Vine con el corazón en la mano y no con la mano en el bolsillo, ¿con cuánto me puedes ayudar?“, agrega el paria.

No obstante, en otra grabación los agentes le revelaron que estuvo hablando con policías y le dijeron que se pusiera a trabajar.

Hasta el momento la Secretaría de Seguridad Ciudadana y la Fiscalía General de Justicia capitalina no han informado sobre estos hechos o si ya se tomó conocimiento de los mismos.

¿Qué hacer en caso de extorsión?

Extorsion gob.mx