Las autoridades de Washington DC arrestaron este fin de semana a una mujer que se hizo pasar por policía y a un segundo hombre armado cerca del Capitolio, después de haber detenido este viernes a otro, quien aseguró que se había perdido.

El diario The Washington Post informó este domingo de los dos nuevos arrestos en el centro de la capital estadounidense, convertido en una fortaleza blindada ante el riesgo de nuevos ataques armados en los días previos a la investidura el miércoles del presidente electo de EE.UU., Joe Biden.

Sin embargo, por ahora no se ha confirmado que ninguno de los tres detenidos tuviera una intención clara de provocar nuevos episodios de violencia en la capital o que fueran seguidores radicales del presidente saliente Donald Trump, como los que asaltaron el Capitolio el día 6.

El último hombre detenido, identificado como Guy Berry, llevaba una pistola Glock 22, tres cargadores de alta capacidad y 37 balas de munición no registrada, según la Policía de Washington, indica el Post.

Berry paseaba la madrugada del domingo por la avenida Massachusetts, a menos de una milla (1,2 kilómetros) del Capitolio, con su pistola “claramente visible” en una cartuchera, de acuerdo con la Policía.

  • En el Distrito de Columbia, donde se encuentra Washington, está prohibido llevar armas en público si no están ocultas; y Berry fue arrestado por portar una pistola sin licencia, poseer cargadores de alta capacidad y tener munición no registrada.