La Fiscalía General de la República (FGR) informó esta tarde que cumplimentó una orden de aprehensión con fines de extradición contra Florian Tudor, supuesto líder de la mafia rumana.

Tudor, detenido -según versiones- en Cancún, Quintana Roo, su centro de operación, está acusado de dirigir un grupo dedicado a la clonación de tarjetas en cajeros automáticos.

Uno de los robos que se le imputan en México fue cometido en el año 2019 en cajeros de BBVA por 150 millones de pesos con tarjetas clonadas, señalaron fuentes federales.

En marzo pasado un tribunal de Rumania ordenó su captura por intento de asesinato, chantaje y constitución de una red de delincuencia organizada, razón por la que dicho país solicitó a México su colaboración para capturarlo.

Desde febrero pasado el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Santiago Nieto, informó que se ordenó el bloqueo de 79 personas físicas y morales relacionadas con la mafia rumana a través de la llamada Operación Caribe.

Santiago Nieto, titular de la UIF, felicitó a la FGR por el cumplimiento de la orden de aprehensión contra Florian Tudor.

En marzo pasado, Rosa Icela Rodríguez, titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), afirmó que sostuvo una audiencia con Tudor, que fue recibido “como cualquier ciudadano”, en la que se le escucharon sus alegatos.

Cumpliendo instrucciones, recibimos al ciudadano de origen rumano Florian Tudor. Fue solamente darle una audiencia para escuchar todo lo que él quería expresar, al final después de que él hizo sus alegatos, él hizo una exposición general en donde hay documentos, muchos de los cuales son públicos, lo escuchamos y le dimos la fecha para la audiencia, para la garantía de audiencia que tiene con la UIF y eso fue todo”, expresó Rodríguez.