México llegó este lunes a 125 fallecidos a causa del COVID-19 al morir en las últimas 24 horas 31 personas, mientras que el número de casos confirmados ascendió a 2.439, informaron las autoridades sanitarias.

El número de nuevos casos registrados fue de 296 respecto al domingo y las principales enfermedades relacionadas con los fallecimientos son hipertensión, diabetes, obesidad y tabaquismo.

La subida en ambos casos ha sido la más alta desde que se presentó el primer caso en este país el 27 de febrero y, además, las autoridades señalaron que hay 6.295 casos sospechosos y 11.741 negativos.

De los casos confirmados, el 74 % han sido “no graves” y el 26 % “ha requerido hospitalización” y en total han estudiado a 20.475 personas.

Tenemos una tendencia ascendente en los últimos cinco días, no muy pronunciada, pero si va en ascenso”, explicó José Luis Alomía Zegarra, director general de Epidemiología de la Secretaría de Salud.

Explicó que 1.799 casos han requerido tratamiento ambulatorio para un 73,76 %, 221 han sido hospitalizados estables, es decir, el 9,06 %, mientras que 330 han sido los hospitalizados graves, el 13,53 % y 89 los hospitalizados intubados, el 3,65 %.

  • Las entidades territoriales donde se han presentado más casos confirmados son la Ciudad de México (609), el Estado de México (261), Puebla (156), Jalisco (126) y Quintana Roo (115).

En tanto, la distribución de casos confirmados por género es de 58 % hombres y 42 % mujeres, detalló Alomía, quien añadió que en México el porcentaje de mortalidad por cada 100.000 habitantes es del 0,10 %.

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, calificó de “indignante” cualquier tipo de agresión a personal médico que atienda a pacientes contagiados luego de que se presentaron algunos casos en el estado de Jalisco y aseguró que “no será permitido”.

COMPARTIR