El presidente Andrés López dijo este viernes desconocer que el exmandatario Enrique Peña Nieto esté bajo custodia policial en España, tal y como han afirmado algunos medios.

No tengo información y no tengo tampoco conocimiento de que la Fiscalía haya hecho alguna solicitud en ese sentido“, apuntó el presidente en su conferencia matutina en el Palacio Nacional.

López agregó que la Fiscalía General de la República (FGR) debería informar sobre el asunto.

Pero yo no tengo elementos, no conozco de ningún procedimiento de vigilancia o de seguimiento al expresidente“, subrayó.

El periodista Sergio Sarmiento publicó en Twitter este mismo viernes que, según sus fuentes: “Afirman que Enrique Peña Nieto se encuentra bajo custodia policial en España. Las autoridades españolas no lo niegan, dicen que no pueden comentar sobre una operación en activo“.

Según dijo a medios el experto en seguridad Edgardo Buscaglia, Peña Nieto estaría custodiado en España porque estaría participando en la investigación por el caso Odebrecht.

No obstante, varios funcionarios federales han desmentido la información.

La agencia Efe contactó a la Fiscalía Genera de la República (FGR), sin que al momento haya recibido respuesta.

Esta semana comenzaron las audiencias judiciales contra el exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex) Emilio Lozoya durante buena parte del mandato de Enrique Peña Nieto.

Lozoya, que afrontará en libertad sus dos juicios por corrupción, ha prometido colaborar con la FGR para desvelar actos de corrupción y señalar a otros altos funcionarios.

Entre estos, podría incluirse al exsecretario de Hacienda y de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray.

E incluso hay quienes señalan que el caso podría afectar directamente a Peña Nieto.

El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Santiago Nieto, explicó a mediados de julio que está investigando tramas de corrupción en el gobierno de Peña Nieto y aseguró que el expresidente será denunciado si se hallan indicios que lo vinculen.

Por último, se aclaró que Peña está bajo custodia, pero por su condición de exmandatario de la nación, y no como una detención.