Si acabamos con la corrupción sacamos adelante a México“, afirmó este lunes el presidente Andrés López durante su conferencia diaria.

Yo espero que con el tiempo se vaya limpiando el país“, confió.

Fiel a su estilo de esquivar preguntas comprometedoras, al ser cuestionado sobre presuntos actos corruptos en varios ámbitos que tienen relación al servicio público, el primer mandatario, aseguró que el “gobierno ya no está al servicio de una minoría rapaz, el gobierno representa a ricos y pobres y no hay influyentismo“.

Aseguró, que se han sentado las bases para lograr la “transformación” del país y “limpiar de corrupción” a México.

“Estamos procurando que se haga realidad la justicia en el país. No hay impunidad para nadie, no se solapa a ningún funcionario público”, afirmó.

Advirtió: “Y no vamos a descansar, no vamos a desmayar. Estamos comprometidos con una transformación, con un cambio, con la justicia y por eso estamos pidiendo el apoyo de toda la gente”.

Apuntó, que “todo el que denuncia, ayuda; todo lo que es en favor de la justicia es una contribución para limpiar a nuestro país de las atrocidades que se cometían y que todavía se cometen, porque es un proceso de transición, siempre lo he dicho, no acaba de irse, no acaba de morir lo pasado y no acaba de nacer lo nuevo”.