Julio César Salcedo Aquino, obispo de Tlaxcala, deseó a los tlaxcaltecas que estás fechas decembrinas sean de paz, esperanza, amor y fe, dado que la situación que provocó el virus SARS-Cov-2, mejor conocido como Covid-19 en la entidad y sus familias fueron devastadoras y alarmantes.

Por ello, en un mensaje que la diócesis de Tlaxcala emitió en redes sociales, Salcedo Aquino, resaltó que la navidad representa la alegría de un pueblo y la certeza de poder enfrentar situación adversas por las que las familias y comunidades atravesaron este año, permitiendo acercar la magia de la navidad, así como la prosperidad y los deseos del año nuevo.

Asimismo, puntualizó que los nacimientos representan el evangelio vivo que surge de las páginas de la sagrada escritura para contemplar la fe y la esperanza de dios, por ello, indicó que el nacimiento es colocado en hospitales, oficinas, hogares, cárceles y un sin fin de lugares como símbolo de unión familiar y amor social.

Pues manifiesta, tiempos de gratitud para renovar y proclamar la alegría católica, por ello, el papa francisco convocó a una iglesia donde todos se sientan en casa y puedan participar compartiendo sus mejores deseos.

«Un iglesia con cercanía, compasión y ternura que represente la catolicidad, así como el apoyo de los pobres y de aquellos corazones que han sufrido», precisó.

Finalmente, deseó a las y los tlaxcaltecas, como representante de la religión local una feliz navidad y que el año nuevo sea de bendiciones y salud para todos y cado uno de los habitantes de la entidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here