Foto: Alfredo Fernández/Síntesis
Un hombre que laboraba en la zanja de una obra en el municipio de Huejotzingo quedó sepultado al caer un montón de tierra, sufriendo asfixia que le ocasionó la muerte en el lugar.

La noche del martes, personal del Ministerio Público acudió a la obra que se realiza en Circuito Esteban de Antuñano para realizar el levantamiento de cadáver.

Así que en la carpeta de investigación 1507/2017/Zona Centro se estableció que el occiso respondía al nombre de Abel, quien contaba con 57 años de edad.
De acuerdo con los primeros reportes, el hombre estaba laborando dentro de la zanja cuando la tierra lo sepultó, aunque se desconoce qué provocó el derrumbe.
Pese a que cuerpos de emergencia realizaron el rescate del cuerpo, confirmaron que carecía de signos vitales.