Zacatlán. Por no contar con los permisos y licencias correspondientes tanto municipales, como del INAH, de construcción, uso de suelo, no respetar la imagen urbana y derribar dos muros de adobe considerados históricos, funcionarios de la Dirección de Desarrollo Urbano y Servicios Públicos del Ayuntamiento, suspendieron los trabajos de edificación del Banco del Bienestar en la comunidad de Jicolapa, perteneciente a este municipio.

La directora del área, Martha Yessenia Lecona García, explicó que Jicolapa se ha caracterizado por las edificaciones del siglo XVII que tiene, entre casonas y su iglesia, por lo que, para la construcción del inmueble, se requiere incluso autorización y supervisión por parte del INAH por encontrarse en la zona centro.

Agregó que se violaron los artículos 1, 2, 7, 9 y 94 del Reglamento de Construcciones del municipio, por lo que, se colocaron los sellos de clausura al supervisar las obras.

Cabe mencionar, que en esta comunidad se puso en marcha el programa “Mi pueblito Típico” en el que se mejorará la imagen urbana y se promocionará la ruta del vino y la sidra, a fin de detonarlo turísticamente.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here